Recomienda este BLOG

Seguidores

9 de octubre de 2011

Sobre la constitución política de la monarquía española. Habana, 1821

PorCubaTodo


“Uno de los resultados de la verdadera libertad es el derecho de igualdad, que quiere decir
“el derecho de que se aprecien sus perfecciones y méritos del mismo modo que otros iguales
Que se hallen en cualquier individuo”, de manera que una acción no pierde por la persona que la Ejecuta.

Hay tres especies de igualdad:

La natural, que consiste en la identidad de especie en la Naturaleza, pues todos los hombres tienen los mismos principios y les convienen o repugnan Generalmente unas mismas cosas.

La social, que consiste en la igual participación de los bienes Sociales, debidos al influjo igual de todos los individuos

La legal, que consiste en la atribución de los derechos e imposición de premios y penas, sin excepción de personas.

La igualdad Natural y social van acompañadas necesariamente de una desigualdad, pues los hombres en la Naturaleza, sin embargo de que constan de unos mismos principios y tienen iguales derechos de La especie, se diferencian en las perfecciones individuales: ya en lo corpóreo, ya en lo intelectual.

En la sociedad, del mismo modo, es preciso que haya diferencia, pues el sabio jamás será igual Al ignorante, el rico al pobre, el fuerte al débil, pues estas cosas dependen o de la fuerza de la Opinión, mereciendo siempre mayor atención el hombre de quien se espera mayores bienes o de Quien se temen mayores males.

La igualdad legal se halla en la distribución de derechos, y es la Única que no va acompañada de desigualdad en las operaciones, pues lo mismo debe decidirse El derecho de un pobre que el de un rico, el de un sabio que el de un ignorante, supuesto que no Dependen de la opinión que se tiene de las personas, ni de lo que éstas puedan prometer, sino De la naturaleza de los hechos sobre que se juzga.

Una sociedad en que los derechos Individuales son respetados, es una sociedad de hombres libres, y ésta,  ¿de quién podrá ser Esclava, teniendo en sí una fuerza moral irresistible, por la unidad de opinión, y una fuerza física, No menos formidable, por el denuedo con que cada uno de sus miembros le presta a la defensa De la patria?  ¿Podrá temerse que sufran las cadenas de la tiranía?

La independencia y libertad Nacional son hijas de la libertad individual, y consisten en que una nación no se reconozca Súbdita de otra alguna, que pueda darse a sí misma sus leyes, sin dar influencia a un poder Extranjero, y que en todos sus actos sólo consulte a su voluntad, arreglándola únicamente a los Principios de justicia, para no infringir derechos ajenos.

Repetiremos, una y mil veces, que todo lo que se dirige a conceder preferencia a una clase de individuos sobre las otras, inspira desunión,…..”Félix Varela” (Observaciones Sobre la constitución política de la monarquía española. Habana, 1821)